lunes, 17 de mayo de 2010

Día de oficina




9:10 Entro a la oficina. Seamos sinceros, entre entrar a las 9 y hacerlo a las 9 y 10 prácticamente no hay diferencia. 10 minutos, si quiere ponerse en auditor.

9:14 Luego de unos saludos de rutina, prendo la computadora.

9:15 Saludo cordialmente al resto de mis compañeros en esta épica aventura de transformar diariamente al país.

9:25 Termina de prenderse la computadora.

9:30 Ya tengo todo listo y funcionando. Estoy en condiciones de empezar a trabajar: el outlook, el teléfono IP, los archivos prestos a ser abiertos sin trabarse porque la máquina recién está calentando, todo. Pero recién acabo de llegar. Nadie espera que empiece de lleno. Con ese ritmo trepidante no llego al mediodía. Es un sobreentendido que la primera hora no se trabaja. Aprovecho para revisar mis mails, ver de qué viene la cosa en algún diario on-line, visito un par de blogs cercanos, dejo algún comentario, abro otro diario para poder comparar el tratamiento de la información.

10:42 Termino de hacer la recorrida matinal. Me pregunto si me habrán contestado alguno de los comentarios que deje. Hago una rápida pasada por algunos de los lugares donde estuve y sumo algunos blogs de mi segunda línea de seguimiento al recorrido.

11:27 Finalizada una infructuosa segunda vuelta, me pongo de lleno en el trabajo.

11:29 Se me ocurre una idea para un post. Anoto las ideas principales para no olvidarme y después, cuando tenga tiempo, lo escribo.

12:20 Termino de anotar las ideas. En el entusiasmo casi casi terminé el post. Teniendo en cuenta que a las 13 horas me voy a almorzar ¿qué esperan que haga en sólo 40 minutos? Es tiempo perdido. Para hacer tiempo releo el primero de los diarios que abrí.

13:34 ¿Ya la una y media? Eso me pasa por entrar a la sección espectáculos. Como la mañana ha sido larga, me voy a tomar mi merecida hora de almuerzo.

14:50 Vuelvo del almuerzo. Es evidente que uno no puede abocarse al trabajo hasta haber digerido. Me haría mal y podría morir. Ah, no, eso es si te metés a una pileta. Peor, yo no estoy en una pileta sino en una oficina. Y ni siquiera tenemos una hora de siesta como en España o Tucumán. No, si yo soy un mártir. En compensación, emprendo una nueva vuelta por los blogs. Respondo a las respuestas a mis comentarios, comento otro poco, descubro un blog nuevo que parece entretenido, leo sus posts viejos.

15:21 Termino. Ahora sí me pongo todas las pilas para sacar un tema tras otro.

15:22 Promediando el primer tema me doy cuenta de que no reviso mi mail desde la mañana. Eso me pasa por estar a mil.

15:24 Encuentro un mail con un attach divertido.

15:28 Envío el attach a varios amigos. Nos trenzamos en una picaresca ida y vuelta de mails.

16:05 Son las 4 de la tarde. Y yo casi no he cortado. Me voy a tomar un café.

16:53 Vuelvo. Reviso el status quo de la web. Todo en orden. El diario tienen una nueva noticia sobre algo en la India, pero no me meto. Con estas cosas hay que medirse para no perder el tiempo.

17:08 Entramos en la última hora laboral. Lo que no se hizo hasta ahora dificilmente se pueda hacer ahora. ¿Me habrán contestado mi contestación? ¿qué será de aquella cuenta de hotmail?

17:52 Cierro todo. Hasta que llegue a la puerta ya van a ser las 6 y yo no estoy para andar regalando mi tiempo. Me voy con el orgullo de haber participado en esta épica aventura de transformar diariamente al país.


23 comentarios:

Shimmy dijo...

Mis aventuras para construir un país mejor para mis hijos (y los suyos) no difieren demasiado.
Tomo ésta lectura como un llamado de atención a mi mismo.
Le mando un saludo y lo mando a laburar. Yo pienso hacer lo propio.
Buena semana

Cristina dijo...

Según informa su blog, el post fue publicado a las 11.15, tiempo en que debería haber estado de segunda recorrida. Hoy anda adelantado, Pablo. ¿No ve que puede provocar un superávit con consecuencias insospechadas? ¿Quiere que el país acelere el proceso de transformación y nos agarre desprevenidos? Cuide su orden del día, o hará elevar el riesgo país, además de estresarse.

Viejex dijo...

Ouch... esto dolió! Me voy a la enfermería.

La ex Rubia dijo...

"Promediando el primer tema me doy cuenta de que no reviso mi mail desde la mañana. Eso me pasa por estar a mil."

Eso me pasa a mi todo el tiempo! Ves que estoy a mil siempre, no se de que se queja mi jefe.

Mona Loca dijo...

Jejejee!!

Un espejo de la realidad, propiamente.

Pero con la salvedad de que muchas veces pretendo hacer en la última hora toooodo lo no realizado antes.
Para uqe no se me atrase el laburo, vio?

beso

Samain dijo...

Con días laborales como esos, uno piensa realmente en proponer que el fin de semana sea de tres días!

Anavril dijo...

Estoy por llorar de la emocion.
Quiero imprimirlo y pincharlo con chinches a la pared de mi triste cubículo.

magistral.

Volvi de almorzar hace 40 minutos y todavia no toque un papel!! haciendo todo lo que ud dice!
Eso si, antes que nada...me voy a hacer unos mates...una trabaja mucho mejor con el mate al lado.

Ouchurus dijo...

Claaaarooooo...ya decía yo...

Un strés bárbaro el suyo!

Esta noche adivine quién se levanta a atender a las criaturas?

Guada GN dijo...

Pero hombre, donde mete en esa agenda tan ajustada el tiempo para saludar a la gente alrededor del dispenser de agua? O para estudiar la ropa que trae la señora - señor en su caso, en el banco donde yo trabajaba traía corbatas y camisas - que vende del bolso en el baño? O para el nunca bien ponderado pero siempre necesario momento de relax jugando al solitario spider?
Usted sencishamente me agota.

Pablo dijo...

Shimmy, usted ha llevado esto al espinoso terreno de las alusiones personales. Esto en realidad le pasa a un pesonaje ficticio llamado... Paulo, eso. Paulo Ben...ítez. Sí, sí. Paulo Benitez.

Crisina, en realidad es el post atrasado del día de ayer. A veces no puedo seguirme el ritmo.

Viejex, ¡que no! ¡que apruebo totalmente las prácticas oficinísticas en curso! Mire si justo a usted le voy a cuestionar prácticas oficinísticas.

A menos que esté yendo a la enfermería para no ponerse a laburar.

La ex Rubia, su jefe es incapaz de entenderlo porque no debe hacer mucho. Pregúntele de que va el último potente gen de Yoni o Cositas sueltas de Bugman y seguro que no lo sabe.

Mona Loca, esto ya me asusta. Este súbito despertar de conciencia multitudinario va a hacer que no quede nadie en la blogósfera. Y eso que usted es de las que trabaja.

Hay que valorizar este espacio como un remanso para aquellas almas que no pueden ser constreñidas entre los muros de un cubículo.

Samain, creo que la desventaja es que con más días libres los blogs quedarían muy desatendidos. Porque desde la propia casa no se postea.

Anavril, no se preocupe. Léase un libro de Dilbert y llámeme en la mañana.

Ouchurus, ¡Paulo Benítez dije! ¡BE-NI-TEZ! Lo mío es enteramente distinto. Y le explicaría por qué, pero estoy demasiado ocupado como para hacerlo. Salgan, salgan que tengo que seguir laburando...

Guada GN, ¡¿el spider?! Usted necesita urgentemente las vacaciones. El regular y sin tiempo, que sino me pongo demasiado tenso.

El Señor F. dijo...

habría que agradecerle a Benítez por cortar su café para contestar los comments.

sublime, lo suyo. Tan gracioso, que es cierto.

(bueno, en mi caso particular, todo el horario empieza seis horas mas tarde. Y eso explica qué hago yo acá a esta hora. Estoy por ir a por el café, para seguir estudiando)

Yoni Bigud dijo...

Lo suyo es un apostolado. Saco como conclusión que todas las oficinas se parecen bastante. Mi ritmo es sospechosamente similar al suyo. Así, infernal, frenético, demoledor. No sé qué espero para pedir un aumento.

Lo bueno es que me lo tengo que pedir a mí mismo. Y lo malo es que me lo tengo que denegar. Pero eso es otro tema.

Un saludo.

Viejex dijo...

Lo más preocupante, Bigud, es que usted mismo debería convencerse de que lo que usted hace es fundamental para la compañía, y usted por nada del mundo le dice a nadie a que se dedica. Ojo, que en cualquier momento usted mismo renuncia (o usted mismo se despide) y entonces usted mismo debería reemplazarse hasta encontrar alguien mejor y al mismo tiempo debería buscar un laburo donde usted mismo no se explote y ..ay! ya estoy mareado.

Pablo dijo...

Señor F, que bueno que lo trae a colación porque no dejan de sorprenderme los horarios de posteo. ¿Está estudiando en Taiwán usted?

Yoni, usted siempre fue un poco cruel con usted mismo.

Viejex, el problema (y al mismo tiempo la ventaja) es que no tiene muy claro qué es lo que hace.

Carugo dijo...

Lo bueno de todo esto es que estamos en el mismo lado de esta épica aventura de transformar diariamente al país...
Por algo me gusta tanto este blog.
Me siento tan identificado...
un saludo.

El Señor F. dijo...

No, en el turno noche de la UCA (o sea, llego a casa a las 10 de la noche, ahí ceno, y después prendo la computadora y empiezo mi lucha por cambiar el mundo, que dura aproximadamente lo mismo que la suya, así que.. calcule a que hora me estoy yendo a dormir)

El Señor F. dijo...

Lo más loco, es que, inexplicablemente, el día me rinde.

El Señor F. dijo...

Y... 18. Maldito Yoni.

Jazmin dijo...

Estas últimas dos semanas, mi ritmo laboral se ha modificado.
Como el resto de los compañeros ha ido cayendo como botellitas de bowling (no sé cómo se llaman), esta servidora ha estado sirviendo para todo.

Por eso, lamentablemente, ha disminuido mi productividad bloguera, como autora y como comentarista.

Llego al Bicentenario, agotada... de trabajar. ¿Es justo, me pregunto, es justo, Señor??

gra_dangelo@hotmail.com dijo...

Qué increíble las cosas que se viven en una extensa jornada laboral... en mi caso, es de 9 a 16 hs. Horario corrido. No almuerzo. JA! y encima me tiran algo 15.30 para hacerlo antes de irme???? Me dicen: "Tenés tiempo hasta la hora de irte de hacerlo...!" En ese momento recuerdo una frase que decía alguien por ahí... "Es una luucha!!!

Guada GN dijo...

Por supuesto que el spider, el otro se me hace demasiado corto, me desocupo muy ràpido y vaya uste`a saber si me piden que haga algo mas al verme con las manos vacías.
Sr Bigud, como hace para reemplazarse a uste´mismo cuando se va de vacaciones? Porque la explicación de Viejex no me quedó clara.

Briks dijo...

la culpa de todo la tiene la PC

no puede tardar 15 minutos en prenderse !




mejor no le cuento lo que han sido estas dos últimas semanas laborales para mi

Mae dijo...

Qué conciencia escrupulosa, che.
Muy buen post.

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.