jueves, 27 de mayo de 2010

Bitácora innecesaria III

Llego hasta aquí despedazado, arrastrando mi pesada humanidad luego de un largo día de actividad intensa. Y a la mañana trabajé también. Las pautas ya están claras: rapidez por sobre precisión e información sobre elaboración intensa. Si el primer relato tenía un entusiasmo adolecente y el segundo una sintaxis adolescente, este directamente adolece. Lisa y llanamente.

Vamos a lo nuestro: pinceladas del DF.

Capítulo 4: el hormiguero.

Mientras uno baja en el avión, puede vislumbrar un manto interminable de lucecitas pequeñas, que no parecen acabarse aunque uno esté por tocar tierra, dando la sensación de que los aviones aterrizan en algún estacionamiento céntrico.

- ¿Se lo dejo acá nomás, jefe?

- Vaya nomás, que yo le cuido el 737.

Según el IEMAT (Instituto estadístico de mi amigo el taxista), 9 millones de personas viven en el DF. A ellos se suman los que vienen a trabajar, para conformar una mole humana de 20 millones de personas. El problema no es solo que se trata de mucha gente, sino que la ciudad no parece contemplar la posibilidad de moverse caminando, lo cual resulta en congestionamientos fantásticos. Para que se haga una idea, luego de terminar un curso por la tarde fui a visitar a unos amigos que están viviendo aquí. El viaje de ida me tomó entre 1:15/1:30. Cuando volví -pasadas las 10 de la noche- el trayecto demandó sólo 15 minutos. Imagine la Panamericana un domingo a las 7 de la tarde. Ahora imagine que ese domingo es el de vuelta de Semana Santa. Por último, imagine que empiezan a llover autos desde el cielo. bueno, eso es más o menos esta ciudad en horario pico.

Lo curioso es que a eso se suma que las reglas de tránsito son tomadas como simples recomendaciones. Si para tomar mejor tal calle tengo que hacer una cuadra de contramano (esto es estrictamente testimonial), pues está bien. Las preferencias las vamos viendo en el camino, no hace falta normativas exteriores o anteriores a lo que la situación concreta insinúa.

Significado del semáforo en el DF:

Verde: pase

Amarillo: pase

Rojo: pase con cierto cuidado

Capítulo 5: !¿dónde dice?!

Si hay un cordobés entre los lectores, le pido que no ingiera líquidos mientras lee esto. Como ya he dicho, unos amigos míos están viviendo aquí, así que me tomé la molestia de rastrear en el google earth cuanto nos separaba. Lo que descubrí es que mi hotel se ubica a pasitos de un lugar llamado "Loma del Ocote". Así como lee. No agrego nada. No invento para darle un toque de gracia al asunto. Fueron los mejicanos, hable con ellos.

Puedo decir que mi hotel está -físicamente- en la loma del culo. No me diga que no es algo para contarle a los nietos. Sí, ya sé que estaba cerca y no en, pero mi mala memoria y el entusiasmo harán el resto.

Los dejo por ahora. The end is coming.

20 comentarios:

El Señor F. dijo...

Bueno, no cualquiera estuvo en la loma del culo a la izquierda... jajajaja


Yo sigo esperando a encontrar una localidad española llamada "la Concha de La Lora", para pedirle al gobierno argentino que ponga un consulado ahí.

Debe estar lleno de porteños..

La Ruiva dijo...

Yo vivo a 20 minutos de Hortolandia, no se queje.

Carugo dijo...

Usted es el típico argentino que se queja de y por todo, che.
Seguro que si su jefe en vez de enviarlo a usted al DF le hubiera dado esa posibilidad a su archienemigo laboral, el Licenciado Pafundi o como se llame, también se estaría quejando.
Véale el lado positivo. Está allí en vez de Pafundi, un logro no menor.
Y recuerde que "El éxito siempre ha sido fácil de medir: es la distancia entre el punto de partida de una persona y su mayor logro"
Aunque ese punto de partida sea Lomas del Ocote...
Un saludo

Yoni Bigud dijo...

Estar en la loma del ocote no es algo de todos los días. No vaya a clavar la bandera.

Un saludo.

Guada GN dijo...

Ja, me encantó la imagen de los autos lloviendo del cielo... Hace poco vi - varias veces, tener hijos pequeños lleva a eso - Lluvia de Hamburguesas. Tengo la imagen de cosas cayendo del cielo impregnada en la retina, ver caer autos ya no me sorprendería en aCsoluto.
Que lindo lo de la Loma del Ocote. Cuando alguien le diga "quedaba en la loma del orto" y/o similar, uste`va a poder decir "en México?" y quedar como un hombre de lo mas letrado... O como un pánfilo, todo depende del tono con el que use la frase, por supuesto.

A.R.N. dijo...

pablo, le recomiendo... porque me cae bien... que vaya a el cairo. DF un poroto.

Ouchurus dijo...

Loma del Ocote...qué puedo decirle que no le haya dicho ya?
Ah ya sé!Señor F me recordó que en el colegio tenía dos compañeras Carla Berga y Mora Chacón...y que las preceptoras se divertían sentándolas juntas.
"A ver, al fondo, Berga y Chacón si la terminan por favor!!?"

imaginesé...

Esta anécdota le juro que no solamente es verídica, además es cierta.

un saludo

P.D.: y no probó los palitos "sabor a soledad"???

Cristina dijo...

Cuídese de los nombres mexicanos, Pablo. Qué va a pensar su mujer si le cuenta lo rica que estaba la cajeta que se comió en un hotel de la Loma del Ocote.

Pablo dijo...

Señor F, para usted, dos palabras: google earth.

La Ruiva, porque tiene que haber un lugar para los de habla hispana y otro para los de habla portuguesa. Eso explica todo.

Carugo, ¿sabe que me plenteé eso al comenzar las crónicas? Pero asumí que describir las bondades de desayunar con jugo de naranja exprimido o describir la vista que tengo desde la cama doble que ocupo íntegramente mientras apreció la vista me iba a ganar más la aversión del gran público que su seguimiento. Esas cosas a Pafundi no se le ocurren ni en mil años.

Yoni, yo soy una persona muy respetuosa de los Ocotes, en cualquier accidente geográfico que se encuentren.

Guada GN, las altísimas probabilidades de que quede como un pánfilo me hacen desistir de su generoso ofrecimiento.

A.R.N., usted ha eclipzado totalmente mi experiencia intercultural. Me retiro avergonzado.

Ouchurus, en ese caso hay directamente maldad genealógica. Esa gente no quería tener hijos.

Cristina, calculo que la contusión craneal me impediría reflexionar sobre sus posibles pensamientos.

Mariano dijo...

Tenga cuidado. Puede tratarse de una zona con cierta actividad volcánica...

Mariano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Rebeca dijo...

Estoy con Ud. 100% (Sorry Don Caru) Pero es que su jefe lo mandó a la loma del Ocote como no se va a quejar???


Saludos

licha dijo...

mi hno tiene una foto de cierto paraje en España llamado "los teresos" y hay otro llamado "la mojonera"... pero NINGUNO es peor q el apellido Berga...

Mariano dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Mariano dijo...

Siguiendo en la línea, y sin pecar de monotemático, siempre hay cosas peores.

Federucho dijo...

Mariano, me ganaste de mano...

y no sigo rimando porque me voy a la loma del ort... del Ocote, digo.

Pero fijesé qué bien esos hermanos, enarbolando el apellido paterno con orgullo y amor por el flete y la mudanza.

Bueno, eso... Salud!

Pablo dijo...

Mariano, viendo lo que comen los mexicanos, no sería nada raro que así fuese.

Rebeca, y también me mandó a otro lugar que todavía no logro localizar en el mapa.

licha, al parecer a los españoles se les ocurre tanto nombre de mierda...

Perdón, no resistí la tentación.

Mariano, para llevar ese apellido hay que tener huevos.

(jijiji)

Federucho, es cierto. Pero por otro lado ¿cuantos nombres de mudadoras conoce? Y de esta ya somos 3 los que los teníamos en la cab...los que nos acordabamos de ellos.

Vecino de Ockham dijo...

Y como andan los amigos del DF?
por ahora le paso una mini-adivinanza-bitacoresca de por donde ando: acabo de volver de un viaje (también me pagaron por ir... si ya se, la vida académica es tortuosa por estos lares) a una ciudad sin tantos autos... es mas sin autos... adivina?

M dijo...

Yo! Yo! Yo se! Puedo, puedo!! Hay premio?!
Para cuando las bitacoras version IV? No es que quiera meterle presion...

Pablo dijo...

Vecino de Ockham, ¿Venecia? Me guardo mis opiniones para que no me pongan la advertencia de contenido.

M, ya están el el aire. Si me pareció que allá tenía un ritmo intenso es porque no me acordaba lo que era un fin de semana en casa.

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.