martes, 6 de septiembre de 2011

Antes del fin



Quienes han tenido la dudosa suerte de leer mis escritos históricos, saben que pienso que se suele prestar una atención desmesurada a las últimas palabras. Incluso que, en un envalentonamiento revisionista, he puesto en duda que las últimas palabras que se atribuyen sean efectivamente las últimas palabras pronunciadas. Si me preguntan a mí, las últimas palabras de Napoleón deben haber sido algo del estilo "Arghhhh, la puta que arde" y las de Gaudí algo como "¿Cuidado con el 60? ¿qué ses...?".



Porque digan lo que quieran, pero las de la lápida tampoco son las últimas palabras. Si el muerto alguna vez las pronunció, seguro que fue en momentos de mayor lucidez. Y si son una cita, el occiso quizás ni las haya escuchado en su vida (y menos que menos en la muerte) Jim Morrison tiene en su tumba una cita en griego. ¿Cuantas veces lo escuchó hablar en griego? No, no se le entendía porque estaba dado vuelta, no porque fuese grieg... que no. Siga así, dele, siga así que en su lápida va a aparecer "puto el que lee" escrito en griego. Total, sus familiares lo van a tener como un intelectual y usted tampoco es que se va a incomodar si se descubre.



De cualquier manera, el punto no es ese. Lo que me interesa es...no, tampoco sé como se dice "puto" en griego. Decía, lo que me interesa es poner sobre el tapete aquellas frases que, sin ser las últimas palabras, desencadenan el proceso que lleva a que haya últimas palabras; que actúan como el detonante de una serie de eventos desafortunados; que llevan en sí como germen la posterior serie de actos dañinos; que hacen, por así decirlo, que se pudra todo.



Listo aquí algunas frases que no encontrará en lápidas (a menos, quizás, que sea alguna alusión pintada encima con aerosol) ni enmarcada en manuales del secundario, pero que -por las consecuencias que trajeron- para muchos han significado un dramático cambio en su historia:





- ¿Te acordás de mi ex novio psicópata del que te hablé?



- Vos dejame a mí que te muestro como se hace.



- No, no pusiste 'Reenviar' sino 'Responder a todos'.



- ¿La madre? Ah. Disculpe, es que por teléfono suenan igual.



- Ponelo que ni se van a dar cuenta.



- Sí, puede ser que estés un poquito más culona.



- ¿Alguien del público tiene una pregunta? ¿la bragueta abierta dice?



- ¿Qué querés apostar?



- Vos estabas tomando pastillas anticonceptivas ¿no?



- ¿Pero qué puede pasar?



- Quienes han tenido la dudosa suerte de leer mis escritos históricos, saben que pienso que se suele prestar una atención desmesurada a las últimas palabras.









21 comentarios:

Viejex dijo...

Φιλικό που διαβάζει

Ahi tiene. "puto el que lee" en griego. Si algún día decido morirme, quiero esto escrito en una corona durante el velatorio.

Anavril dijo...

..pe...pe.. cómo que touch and go? DESPUES DE 4AÑOS me venis a decir que lo nuestro es touch and go, GIL?

Yoni Bigud dijo...

Avisame si viene alguien.

Siempre pensé que esa frase llama al desastre. No sé por qué.

Un saludo.

PS: Puto el que lee.

Guada GN dijo...

¿Qué es lo peor que puede pasar?

que vendría a ser un corolario a su "¿Qué puede pasar?" porque a veces uno no sólo gusta de llamar a los hados, a veces uno directamente los golpea en la nariz y corre mientras se ríe...

Dany dijo...

"Cortá el cable rojo....NO NO ...es ...el verde".

Esta frase suele ser digna de una lápida aunque generalmente nadie
se entera que fue la última.

He revisado sus textos anteriores comprobando su calidad.

"Puto el que lee" .....una frase de culto.

Abrazo!

Federucho dijo...

No leí nada así que no soy ningún pu... uy.

Con esta lectura me doy cuenta de que una campaña de concientización nos regaló un sinfín de frases para lápidas:

"Tranqui, 120"
"En la ciudad no hace falta"
"Me arruga la ropa"
etc.

Listo, era eso nomás.

Pablo dijo...

Viejex, veo que entendió el punto.

Punto el que lee.

Anavril, después de tanto touch, el go de este muchacho va a tener que ser a Birmania.

Señor Bigud, ¿por eso hizo lo de los porotos de Del Río en soledad?

Para mí que el desastre sobreviene porque uno pide que le avisen pero nunca arma un plan de contingencia. Así, al mínimo "viene alguien", lo único que atina es a salir corriendo al grito de "¡yo no fui! ¡yo no fui!". Desastroso. Usted lo ha dicho.

Guada GN, además, el hado suele tener una mayor imaginación que nosotros.

Dany, a veces se encuentran frases posteriores del tipo "Má sí" o "¿Cual? Est..?" pero, como bien dice, esas frases son tapadas por el silencio. O más bien por el sonido "boom".

Federucho, "lápidas para todos" se llamaba la inciativa. Así que ya saben, lleven siempre a mano un tensiometro.

¿Un casco? Tiene mucho más sentido.

(Veo que Cacho é festa. Alguna se le tenía que dar)

Hacha dijo...

http://delakroketa.files.wordpress.com/2006/10/censura.jpg

me acordé de quino, a este le faltó un campana.

o esta conversación:
- "supongo que entiendes la gravedad de nuestra situación"

- "claro que entiendo la gravedad", respondió otro paracaidista al que tampoco se le abría su paracaidas

Dany dijo...

Esto lo acabo de sacar de Clarín:

Los abogados son muy bravos. Uno piensa que detrás de un contrato tan grande las cosas están más que claras. Lo cierto es que el chistoso abogado de la firma que se encargaba del contrato del pase millonario de Lamela a la Roma puso algunas cláusulas de más en la “letra chica” del mismo, agregando frases como “Lamela debe mantener su corte de pelo que lo hace parecido a Cristiano Ronaldo”, “¿Quiere usted agrandar su combo llevándose a Funes Mori?” y finalmente, lo que terminó de enojar al club italiano, un “puto el que lee” y además, una cláusula que culpa de todos los conflictos que puedan surgir a un tal Marcelo (“Agachate y conocelo”). Esto no cancela la venta de Lamela, pero hizo que otros revisen la letra chica de sus contratos, como Ricky Alvarez que encontró en su reciente transacción con el Inter un “Vélez, corrés de local”. Qué barbaridad.

Abrazo!

Sir Lothar Mambetta dijo...

"¿Sandía con vino? ¡Qué buena idea!"


Al final me hice un 3x1, con el de las frases históricas, el artículo presente y de yapa el de la Liga de la Justicia.

Un abrazo, profe.

Mariano dijo...

No sé, pero siempre tuve ganas de acercarme hasta la tumba de Cangallo y tallarle un "Volveré y seré perones".

Bueno, calculo que si me agarran las de arriba cuentan como las mías.

Carugo dijo...

Esas frases son mortales, si se me permite la paradoja.

A mi me gustan por ejemplo:

"Y ahora, mirá como manejo la bici sin manos..."

"A mí no me vas a venir a patotear, me entendés? En la puerta de tu patrullero dice "Al Servicio de la comunidad". Yo con mis impuestos, te pago el sueldo..."

"A qué me subo al potro mecánico y aguanto tres minutos..."

(esta última la dijo un conocido y se fracturó la costilla).

Abrazo!

Nefertiti dijo...

Nada mejor que un "claro que puedo seguir haciendo deporte. Vas a ver que me banco el partido entero"

Pablo dijo...

Hacha, excelen

Por el chiste, tardé en caer (plop!)

Dany, ¿usted lo dice en serio? ¿pero en serio en serio?

Hay que reconocerle al representante de Lamela que evitó el chiste fácil.

Sir Lothar, una epidemia de nuestro tiempo. Aunque dicen que muchas muertes se han evitado al cortar la sandía antes de comerla.

Perdón, perdón y perdón.

Mariano, si usted lo hace yo me voy hasta la de Luis XV y pongo "volveré y seré sillones". Cualquier cosa nos encontramos en el penal.

Carugo, por suerte mis limitaciones son tan patentes que me han protegido de tales audacias. Como mucho puedo aguantar 3 minutos en un patrullero. Sin manos.

Yoni Bigud dijo...

Sepa usted que todas mis tropelías las he cometido sin testigos. No necesito campanas para mear una planta a medio germinar.

Un saludo.

Pablo dijo...

Nefertiti, ¿vale si uno se lo dijo a uno mismo? El otro día fui a jugar al futbol y en una de las últimas jugadas me acalambré pateando la pelota. Mi mujer me dijo "lo que pasa es que vos no calentás". Imagine lo humillante que es oir eso de la propia mujer.

Yoni Bigud, para mear yo incluso necesitaría que no haya testigos.

De cuantas fechorías no tendremos noticia nunca...

El Señor F. dijo...

Yo dejé instrucciones específicas para que mi epitafio diga "cortó el cable rojo".


Si organizamos lo de ir a tallar lápidas ajenas, yo quiero ir a la del general Paz y poner "volveré y tendré muñones".

El Señor F. dijo...

"dale, seguí, te juro que te aviso!"

"Sí, quiero."

"No jodas, hay un karaoke, quiero cantar! Maestro, mandate una de Luismi!"

Pablo dijo...

Señor F, usted se dejó llevar y fue demasiado lejos.




Pedir una de Luismi en un karaoke no tiene perdón.

Zeithgeist dijo...

en griego, PUTO se dice GRIEGO porque.. si, eran todos putos.
Hoy estoy hecha un lión con as obviedades.

Anónimo dijo...

Tal vez no son la ultimas palabras pero escribio casi hasta morir…”Diario de Muerte” Enrique Lihn..

Related Posts with Thumbnails
Se ha producido un error en este gadget.